Huevos de Dragón y Crianza de Crías

Durante la presentación de Dragonflight, tuve la oportunidad de participar en un evento llamado «La Dragonera» donde platican sobre Lore, muchas personas amantes de la historia de World of Warcraft y que es dirigido por Akitamaru en el canal de Champe via Discord junto con Tetsumasa y muchos mas participantes. En dicho lugar cuestionamos todo sobre los protodragones, dragones y su posible pasado.

En esas charlas y mientras hacíamos la teoría de El ascenso de los protodragones a los Vuelos de Dragón, Abigail, Bravelight y yo discutíamos sobre las posibilidades de que los dragones obtuvieran su poder, como nacían con ese poder, desde su crecimiento en los huevos y como era el método de reproducción de los dragones, etc.

Gracias a Dragonflight sabemos la gran incógnita sobre el poder de los Vuelos de Dragón. Son imbuidos de poder.

En esta publicación hablaremos un poco sobre los huevos de dragón y la crianza de los vástagos, ya que Dragonflight proporciona información interesante al respecto adicionando información de expansiones pasadas.

Infusión de Poder

¿Como otorgaron poder a los huevos de dragón? Fácil. Los huevos de dragón son el resultado de la incubación e infusión del poder de magia del Orden y las energías del Pozo de la Eternidad con los huevos de los protodragones donde posteriormene estos se convierten en huevos de dragón, eclosionan y nace una cría de dragón.

El agua de los Estanques de Vida Rubí se origina en las Salas de Infusión, que desembocan en un Manantial de la Eternidad. El Vuelo Rojo incuban los huevos de los cinco Vuelos en estos estanques para nutrirlos, claro, con magia del Orden. Estos estanques de vida son un sitio sagrado, están infundidos con la sangre vital de Azeroth, alimentados por un manantial que fluye bajo el templo titánico de Fuerte de Tyr o Uldorus. Es en estos estanques donde los dragones rojos una vez pusieron sus huevos: «la vida enseña a la vida», como dijo una vez la Reina Dragón. El Vuelo Rojo, cuyo deber es velar por toda la vida, protegen estos estanques y el futuro de todos los dragones que alberga.

El gran diseño de Fuerte de Tyr solo fue superado por el esplendor natural que fluye debajo de él, los pozos nutritivos del Manantial de la Eternidad o mejor dicho, el Pozo de la Eternidad. Los cimientos de esta instalación monumental canalizan el flujo del Manantial a través de acueductos conectados a los Estanques de Vida del Vuelo Rojo. De esos estanques, los huevos de todos los vuelos se infunden con la fuerza necesaria para proteger Azeroth como Tyr pretendía.

Actualmente sabemos que Tyr experimentaba con las fuerzas primigenias, por lo que se puede especular diferentes asuntos respecto al verdadero propósito del otorgamiento de poder o bendición de los titanes como premio al derrotar a Galakrond para convertirse en Dragones Aspectos.

Reproducción de dragones (huevos)

Según Senegos, durante Legión, desde la caída de Alamuerte, los dragones han perdido casi todo su poder. Para empeorar las cosas, ya no pueden dar huevos.

Crianza de Crías

Las crías de dragón (también conocidas como cachorros de dragón, dragones bebé, o vástagos) son ​​los miembros más pequeños de la especie dragón. Son la variación más joven y débil de los dragones.

En las Costas del Despertar se encuentran los Estanques de Vida Rubí. En la superficie podemos encontrar al Dragauro Vaeros, Director del Vivero. La crianza de crías es un arte delicado. Es importante proporcionar una variedad de actividades para que los cachorros en crecimiento desarrollen sus habilidades motoras finas. Los Dragauros les enseña los conceptos básicos de volar a través de juegos pequeños, los vástagos luego juegan más juegos, como maniobrar a través de las montañas por sí mismos. Los vástagos generalmente se crían en comunidad y no específicamente por sus padres, aunque algunos como Adazius lo hacen.

Las crías están estresadas y los cuidadores… bueno, más estresados de lo habitual. Vaeros menciona que Los Jardines son el lugar donde cuidan de las crías de dragón más preciadas. En general, se trata de evitar que se lleven cosas a la boca. Al llegar nos menciona que lo disculpemos por el desorden, pues las crías aprendieron a sacar sus juguetes, pero volver a guardarlos es otro desafío.

Conciencia e inteligencia.

Los vástagos están conscientes mientras están en sus huevos. Algunos vástagos o crías como Wrathion han demostrado una gran inteligencia y habilidad mágica a pesar de sus formas de dragón físicamente débiles.

Piel de las crías de dragón.

Las crías mudan sus escamas más a menudo cuando son jóvenes y, a medida que maduran, lo hacen con menos frecuencia.

Por eso, tienen más puntos desprotegidos que los dracos más viejos, y hay que cuidar que no sean muy bruscas en sus juegos.

Hay que cortar regularmente las garras de las crías más agresivas.

Horarios de siesta.

Vaeros señala que los dragones tienen un horario para dormir y tomar siestas.

Temores.

A pesar de ser crías de dragón serán grandes y temibles en el futuro, de pequeños, tienen miedo a las abejas. Normalmente en los jardines son un parque precioso donde las crías juegan, pero las abejas se han multiplicado de forma descontrolada. Las flores han vuelto con vigor, y las abejas también. Las crías se aterran y los dragones se molestan.

Opiniones de crianza.

A opinión de Adazius, que los cuidadores de crías permitan que jueguen y aniden en arboles como pájaros le resulta vulgar e indigno.

Dieta

La dieta de una cría consiste, en su mayor parte, de carne cocida y huevos pequeños.

Cuando crecen un poco, pueden incorporar insectos, huesos y crustáceos crujientes.

Para las crías más quisquillosas, o para recompensar el buen comportamiento, se puede usar un poco de  miel como endulzante.

Gracias a que los vástagos se escondieron en los árboles, al no querer bajar, Laszdtak trata de sobornarlos con sus dulces favoritos: Libélulas escurridizas acarameladas. Pero también por parte de Adazius sabemos que al ser crías, los vástagos se esconderán en los arboles a propósito si los sobornan con dulces.

Comportamiento de los criadores

Adazius tiene un comportamiento estricto con sus vástagos en la crianza, mientras que Vaeros y Lasztak son más libres, dinámicos y consentidores.

No importa de qué color sean las crías de los Vuelos de Dragón, a los vástagos les encanta permanecer en los Jardines de los Estanques de Vida, y de alguna manera u otra, sobornan o complacen a sus cuidadores ya sea en tareas para ganar favores o travesuras para volver a regresar o quedarse en los Jardines.

Dientes

Cuando a las crías empiezan a salir los dientes, es mejor dejar que mastiquen un pedazo de cuero o hueso. También se puede usar un trozo de corteza de árbol o telas gruesas, si no hay otra cosa, pero en general no les gusta el sabor.

Motricidad

Es importante ofrecer varias actividades a las crías que todavía están en pleno desarrollo para que perfeccionen sus capacidades de motricidad fina.

Despegar con elegancia, aterrizar con precisión y mantener la altura de vuelo son acciones que requieren práctica.

Los juegos sirven para que sea más llevadero. Además, les encanta competir en carreras.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s